Buscar:
Edición:
Blogs
29-Nov-2017
Cómo se Trabaja con Scrum como Metodología Ágil
La metodología “Scrum” se concentra en desarrollar trabajo en equipo mucho más adaptativo y creativo para resolver problemas complejos, indicó Sylvia Santisteban, Profesora de CENTRUM Católica.
Cómo se Trabaja con Scrum como Metodología Ágil

Hoy en día estamos presenciando mucha acción en torno del desarrollo de trabajo en equipo que involucra la utilización de prácticas reconocidas como metodologías ágiles.

Uno de los obstáculos más grandes que afrontan las empresas en muchos casos es que algunos de sus principales ejecutivos no se sienten muy cómodos con ellas, pues no logran entender del todo el enfoque ¿Qué puede estar pasando?

Algunas ideas aquí: No se trata de lanzar innumerables iniciativas con plazos urgentes por cumplir sino más bien de establecer prioridad en dos o tres iniciativas. Pueden estarse pactando demasiadas reuniones entre los miembros de sus equipos  para ver proyectos. Esto fuerza a las personas a saltar sesiones de trabajo o a empezar a enviar substitutos a las reuniones. Algunos cabezas de grupo se pueden estar centrando demasiado en el trabajo de un solo equipo, o pueden estar mostrando tendencia a hablar demasiado y no a escuchar lo que deberían escuchar. Hay algunos ejecutivos también que tienden a agregar reuniones y controles para asegurarse que no existan fallas. En fin, todas estas prácticas disminuyen la calidad en el impacto que las metodologías ágiles pueden aportar al trabajo en equipo.

Las metodologías ágiles tienen un significado principal: Innovación. La mayoría de las empresas trabajan en entornos muy dinámicos. No es más un tema de obtener nuevos productos y nuevos servicios. Necesitamos innovación en todos los procesos funcionales pues la tecnología provoca hoy en día cambios exponenciales.

Entonces ¿qué hacer para entender cómo funcionan de las metodologías ágiles hoy en día?

No estamos proponiendo que cada uno haga lo que mejor le parece en el trabajo, o que haga lo que se deba hacer pero de forma más rápida. Nos concentramos aquí en “Scrum” porque es la práctica más empleada en la actualidad. Esta metodología se concentra en desarrollar trabajo en equipo mucho más adaptativo y creativo para resolver problemas complejos.

Los principios de Scrum son relativamente simples. La organización forma un equipo relativamente pequeño, tres a nueve personas para desarrollar una oportunidad de negocio, la mayoría de ellos trabaja a tiempo completo en esta iniciativa. El equipo en cuestión es cross-functional y contiene todas las habilidades necesarias para llevar adelante el proyecto. El equipo se auto gestiona y es totalmente responsable por todo el trabajo desarrollado.

El propietario de la iniciativa dentro del equipo es responsable por la entrega de valor a los clientes y a la empresa. Este rol en ese miembro de equipo está llamado a dividir su tiempo entre el trabajo en equipo y las coordinaciones que deba efectuar con los diversos stakeholders involucrados en el proyecto.El propietario de la iniciativa puede utilizar técnicas como el design thinking o el crowdsourcing para construir un portafolio de oportunidades. El equipo crea un mapeo simple y planea en detalle las acciones que se deben llevar a cabo antes de la ejecución del proyecto. Los miembros del equipo llevan a cabo las tareas más importantes en pequeños módulos, toman decisión de cuanto trabajo van a emplear y como lo van a llevar acabo, establecen una definición clara de “trabajo listo” y luego empiezan a construir  versiones funcionales del producto en ciclos cortos que son conocidos como sprints. Un facilitador del proceso (scrum master) usualmente es quien guía el proceso, protege al equipo  y facilita que la inteligencia colectiva se ponga en marcha. El proceso es transparente para todos. Los desacuerdos se resuelven con experimentación y retroalimentación. Se evalúan prototipos con toda la oferta o parte de ella con algunos clientes por periodos de tiempo muy cortos. El equipo luego lanza ideas para mejorar los ciclos futuros y se prepara para la siguiente iniciativa.

CENTRUM Católica no se hace responsable de las opiniones expresadas en las entrevistas y artículos publicados.

Sylvia Santisteban Vargas Corbacho
Imagen de la sección

Sylvia Santisteban es Master in Business Administration de la University of the West of England Bristol, Reino Unido  y Licenciada en Economía, Universidad del Pacífico, Perú, con estudios de  Gerencia Estratégica, Gerencia de Recursos Humanos, Gerencia de Cambio y Habilidades en Negociaciones Internacionales en el Institut Commercial de Nancy, Francia y en el Georg-Simon-Ohm Fachhochschule, en Nüremberg,Alemania.

En relación con su experiencia profesional, ha trabajado como Gerente de Desarrollo de Negocios e Inversiones en Austrade (Australian Trade Commission); Director en Marketing y Ventas para las Américas de VA TECH ELIN USA Corporation, con sede en Pittsburgh, EE.UU. Consultor en Marketing en el sector de tecnología ferroviaria en ELIN Ebg Traction GmbH, con sede en Viena, Austria. Localmente, ha sido ejecutiva senior de negocios para la Banca Institucional en el Banco de Crédito del Perú y otras instituciones financieras en Perú.

Actualmente es socio fundador y Gerente General de Sawa, empresa dedicada a la consultoría y capacitación en procesos de cambio y cultura organizacional y Profesora del Área Académica de Estrategia, Liderazgo y Dirección en CENTRUM Católica Graduate Business School.

Developed by VIS