Buscar:
Edición:
Los Alumnos Aportan
06-Ago-2018
Cómo Podemos Optimizar el Tratado de Libre Comercio con China ¿Qué Flancos Atacar?
Debemos de superar la ratio que tenemos de 650 exportadores a China frente a más de 15 mil importadores, dijo Jaime Vicente Luyo, alumno de la Maestría de Finanzas Corporativas VI, en su ensayo del curso Finanzas Internacionales, dictado por el profesor Raúl Hopkins.
Cómo Podemos Optimizar el Tratado de Libre Comercio con China ¿Qué Flancos Atacar?

(foto: iveraval.es)

 

Jaime Vicente Luyo, alumno de la Maestría de Finanzas Corporativas VI

 

Según el Ministerio de Comercio Exterior y Turismo, un Tratado de Libre Comercio, responde a un acuerdo comercial vinculante, que suscriben dos o más países para acordar la concesión de preferencias arancelarias mutuas y la reducción de barreras no arancelarias al comercio mutuo a fin de profundizar la integración económica de los países firmantes con el objetivo de diversificar y desarrollar nuevos mercados, entre otros temas normativos relacionados. A punto de cumplir ocho años de haberse suscrito el TLC con China ¿Hemos superado las barreras no arancelarias al ingreso de su mercado? ¿Qué sector podemos atacar para incrementar la balanza sobre exportaciones no tradicionales?

Si queremos hablar de algún tipo de acuerdo comercial con China tendríamos que recordar los primeros vínculos oficiales entre el Perú y China que se remontan al año 1849, año del primer arribo de migrantes formales chinos al Perú, posteriormente en 1874 se firmó un tratado de comercio navegación y amistad  entre Perú y China, la cual entró en vigencia en marzo de 1876, llevando por décadas las relaciones bilaterales del Perú y la República Popular China, para luego establecer relaciones diplomáticas en el año de 1971 estableciéndose el común respeto a la soberanía de cada estado, la convivencia pacífica, la no intervención en asuntos internos y el reconocimiento del Perú hacia el gobierno de la República Popular China, que posteriormente fue ratificado en los años 1994 y 1999. (McKeown, 1996).

Los intereses con los países en desarrollo se establecen en la década de los años 70, y para nuestro país lo más importante era la búsqueda de nuevos mercados para nuestras exportaciones y China fue uno de los países que atrajo al Perú, y por el cual se trabajó en un tratado de libre comercio que se llegó a suscribir el 28 de abril del 2009 y que entró en vigencia en marzo del 2010. Por un lado, destacan la decisión estratégica tomada por los gobiernos de los dos países en el 2007, en respuesta al desarrollo, avance de la globalización, y también en respuesta a la necesidad del desarrollo de nuestras relaciones en lo económico y comercial.  Si bien no fue el primer tratado de libre comercio que tuvo China con un país latinoamericano, sí fue el primero con un arreglo comercial integral con un país de esta región, pues el tratado contiene supuestas reglas para la protección del medio ambiente, la propiedad intelectual, las reglas sobre el origen de producción y también la competencia en el mercado. Al menos en los primeros cuatro años el volumen comercial bilateral se ha triplicado, así en el 2009 el volumen comercial fue de apenas USD 6 mil 400 millones de dólares y en el 2013 alcanzó USD 14 mil 600 millones. China ya se ha convertido el primer destino de las exportaciones peruanas y también es el segundo proveedor de productos para el mercado peruano, también figura entre los principales inversores en Perú y este nuevo nivel de complementación recíproca ha contribuido al desarrollo socioeconómico.

Debemos de superar el ratio que tenemos de 650 exportadores a China frente a más de 15 mil importadores, y todo parece indicar que nuestra pregunta del presente ensayo es respondida superando las Medidas Sanitarias y Fitosanitarias de nuestros TLC como país.

Vea el ensayo completo del alumno Jaime Vicente. Hacer clic 

CENTRUM PUCP no se hace responsable de las opiniones expresadas en las entrevistas y artículos publicados

Developed by VIS